La decisión perfecta: comprar una barbacoa desmontable

**comprar **barbacoa **desmontable

El fin de semana llegó y apenas salí de la oficina, comencé a pensar en las posibilidades para las cervezas y asado del domingo en el jardín. ¿Alquilaría una barbacoa o compraría una? Alquilar era la opción más sencilla, pero ¿y si quería utilizarla otras veces durante el verano? Más valía **comprar **una **desmontable ** que pudiera guardarse cuando no se usara.

La decisión estaba tomada. **Compraría **una **barbacoa desmontable. ¿Pero cuál sería la más conveniente? ¿De acero inoxidable o de carbón? El acero era más duradero pero el carbón conseguía un mejor sabor a las carnes. ¿y el tamaño? ¿para 4 personas sería bastante o mejor para 6-8?

Anduve de tienda en tienda, comparando modelos y precios. Tantas opciones y qual era la ideal? ¿Qué implicaba cada tipo de combustible? ¿Cuánto tiempo tardaría en calentarse cada una? ¿Qué comodidades ofrecía cada marca? Las preguntas se agolpaban en mi mente mientras examinaba todas las posibilidades.

Finalmente, elegí una **barbacoa desmontable **de acero inoxidable, para 6 personas. Era robusta y duradera, mantendría bien el calor y los aromas de las brasas, y su tamaño permitiría cocinar suficiente para toda la familia y algún invitado. Comprarla era la decisión correcta. Ahora a disfrutarla este fin de semana y durante muchos veranos más!